menu
El prospecto César Hernández pide la baja del béisbol de Cuba

Compartir

Whatsapp Telegram Pinterest

El prospecto César Hernández pide la baja del béisbol de Cuba

Francys Romero

El jardinero cubano César Yanquiel Hernández solicitó su baja del béisbol de Cuba en días recientes, según me aseguraron varias fuentes. El prospecto espirituano fue atrapado saliendo del país a finales de junio.

En esta misma fuga fallida estuvo también el campeón olímpico Andy Cruz.

Seleccioné a Hernández como el talento #1 de la categoría sub-18 en 2020. Había masacrado el nivel del Nacional Juvenil y mostrado potencial de pelotero 5 herramientas.

Sin embargo, el desarrollo del bateador zurdo se retrasó sobre todo por el tratamiento dado en su provincia de Sancti Spiritus. Esa realidad, unida al COVID-19 y cierre de las actividades han hecho perder al espirituano más de dos años.

Debutó en la concluida 61 Serie Nacional con Sancti Spiritus y bateó .233 con 3 extrabases en 94 partidos. No obstante, los conjuntos provinciales siguen sin otorgarles juego a los principales prospectos del país.

Cuando un prospecto sale de edad juvenil, viene a tener tiempo de juego real dos o tres años después. Las características del béisbol de Cuba no hacen posible la evolución de ese potencial.

Por ejemplo, si un joven talento comienza de 20-3, se va a la reserva o sale del equipo principal hacia el banco.

César integró los equipos Cuba sub-12 y sub-15 y estaba regulado a salir de Cuba por el aeropuerto. Con esta baja se sigue evidenciando el momento actual de la pelota cubana.

Los jugadores intentan irse lo mismo por la vía de la ruta centroamericana que hacia la República Dominicana por vías legales. En los últimos meses las solicitudes de bajas y los jugadores decepcionados han aumentado sustancialmente.

Veremos si Hernández puede continuar su carrera en un futuro cercano y si su estela de talento no se diluye como ha ocurrido con otros en el pasado.

Tras esta solicitud de baja se abre otro tiempo de espera. Muchas veces las provincias suelen dilatar estos procesos. Una vez entregada la baja, se suspende al jugador por un año sin poder participar dentro del béisbol de Cuba.

Escriba su comentario

2 + 5 =